Cubiertas Sierra, especialistas en tejados y cubiertas en la sierra de Madrid

Con la llegada del buen tiempo, es hora de hacer balance de daños en los tejados y cubiertas en la sierra de Madrid. Las lluvias y el mal tiempo del invierno pueden haber ocasionado algunos desperfectos en las cubiertas o en los tejados.

La mejor opción para hacer balance de ello es contratar a un equipo especializado para revisar y adecuar la zona para la siguiente temporada. Arreglar los pequeños desperfectos que pueden surgir puede librarte de muchos quebraderos de cabeza en el futuro.

En Cubiertas Sierra ponemos a su disposición un equipo de trabajadores especializados y cualificados en la reparación y el mantenimiento de cubiertas y tejados.

Razones por las que contratar a especialistas en tejados y cubiertas

 

Si estás pensando en revisar tu tejado y cubierta para ponerlo al día para la siguiente temporada, lo ideal es contratar a especialistas que se encarguen de ellos. Te contamos por qué:

  • Una de las razones es porque somos especialistas en el tema. Tenemos las máquinas y las herramientas adecuadas para el mantenimiento y la reparación de tejado o la cubierta. Además, de personal altamente cualificado para realizar estas tareas.

 

  • Por la seguridad, subir al tejado de un edificio no es muy seguro y menos si no sabes lo que te puedes encontrar (tejas rotas, excrementes de animales, suciedad), puede ser incluso mortal, si se pisa donde no se debe y se sufre un resbalón. Por eso es uno de los principales motivos para contratar a una empresa especializada para la prevención y la seguridad de los trabajadores.

 

  • Llevar un control y un mantenimiento en los tejados y cubiertas son necesarios para evitar muchos problemas que a la larga pueden causar desperfectos estructurales en la vivienda.

  • Revisar el tejado para ver si hay tejas rotas es primordial cada año, además de un tema de seguridad, puede ser muy peligroso para las personas que se encuentren en el entorno de la vivienda.

 

  • Material adecuado en cada situación. En Cubiertas Sierra sabemos que material usar en cada situación según el estado de la cubierta o el tejado, además de usar el material de alta calidad y adecuado para la reparación.

 

  • Te asesoramos y resolvemos el problema de acuerdo a las labores que se han de realizar de la forma más transparente posible y siempre adaptándonos a casa caso en particular.

 

  • En el momento de compra o venta de una vivienda es muy beneficioso hacer una inspección del estado del tejado y de la cubierta. Para evitar sustos en el futuro.

 

Cubiertas Sierra somos una empresa dedicada a la rehabilitación, reforma, reparación y construcción de cubiertas y tejados en madera, teja, pizarra, uralita y panel sándwich. Ofrecemos nuestros servicios en Madrid y en la Sierra de Madrid desde 1996, donde premiamos la calidad y el compromiso.

Nuestros servicios

  • Cubiertas y tejados. Somos especialistas en restauración y reparación de cubiertas antiguas. Realizamos proyecto de obras nuevas y saneamientos de tejados.
  • Mantenimientos. Mantenimientos de cubiertas y tejados, teniendo en cuentas los canalones, la estructura del tejado, la suciedad y vegetación, impermeabilización. Además, hacemos limpiezas de chimeneas.
  • Reparaciones y limpieza de canalones y bajantes
  • Reparación y rehabilitación de fachadas.
  • Le ayudamos a pasar a su edificio la Inspección Técnica de Edificios (ITEs)

 Si necesitas reparar un tejado, revisar una cubierta en busca de goteras o contratar el mantenimiento de un tejado en una comunidad de vecinos Cubiertas Sierra somos tu opción. Puedes ponerte en contacto con nosotros y hablar de las necesidades que tengas, hacer una valoración del problema a tratar y dar un presupuesto ajustado y claro.

mantenimiento tejados

Mantenimiento de tejados: sustitución de limas y caballetes deteriorados

El mantenimiento de tejados es fundamental ya que, con el paso del tiempo, sabemos que nuestros tejados y cubiertas sufren el deterioro natural del viento, de las lluvias, de la exposición a las temperaturas, al contraste extremo en algunas ocasiones, al desgaste de los materiales, etc.

 

Entre muchas otras razones, el mantenimiento de esta zona de la vivienda como parte de protección fundamental de nuestro tejado es esencial para evitar problemas mayores y gastos innecesarios.

 

Cubiertas Sierra te ofrece un mantenimiento exhaustivo de estas zonas de difícil acceso y esenciales a nivel funcional y no sólo estético de nuestra vivienda.

Mantener en buen estado nuestros tejados, proporciona una mayor salud a nivel constructivo alargando la protección del interior de nuestra vivienda.

 

En cubiertas Sierra conocemos de primera mano lo que supone una rehabilitación, reforma integral y los costes derivados de estos trabajos.

Somos conscientes de que no cuidar las partes esenciales de nuestro tejado, como las limas, caballetes, canalones, tejas, juntas de chimeneas, etc. puede suponer que suframos goteras, humedades, filtraciones, roturas de partes muy importantes a nivel funcional y constructivo derivando en problemas mayores a todos los niveles.

Hablamos de la envergadura de las obras, de los costes, de los tiempos de ejecución, etc…

 

Por todas estas razones, Cubiertas Sierra te ofrece un sistema de mantenimiento de tu tejado y un trabajo de rehabilitación y sustitución de elementos fundamentales. Contáctanos, podemos ayudarte.

 

Mantenimiento y plazos

Debemos de tener varios aspectos en cuenta cuando hablamos de realizar un buen mantenimiento:

  • Evitar las humedades interiores en estas zonas:

Es una de las primeras señales de alarma que hay que tener en cuenta. Podemos evitar la aparición de moho y agua acumulada en nuestras cubiertas con una buena impermeabilización.

  • Estar alerta e inspeccionar cualquier grieta en nuestra zona alta del tejado:

Vigilar los  caballetes, limas, cubiertas o tejas.

Es importante conocer y hacer una buena identificación de la hendidura, que podemos reparar con una membrana impermeabilizante e incluso con láminas de elastómero.

  • Realizar revisiones periódicas del tejado:

Es muy recomendable realizar al menos una revisión anual de nuestras cubiertas y tejados para detectar cualquier daño y empezar cuanto antes en la reparación si es necesaria con el fin de evitar mayores daños en la estructura y por consiguiente un mayor gasto.

 

Cubiertas Sierra pone a tu disposición a los mejores profesionales con el fin de que puedas detectar lo antes posible cualquier problema y realices un correcto mantenimiento del tejado.

Limas y caballete: elementos clave del tejado

Algunos de los elementos que componen la construcción de nuestro tejado son las limas.

La limahoya o también llamada lima se trata de la línea de intersección de las dos vertientes del tejado que se unen llevando el agua de lluvia por el ángulo formado por estas.

Suelen ser una lima de chapa de zinc, chapa lacada o galvanizada.

Esta línea de caída evita que se produzcan inundaciones internas y goteras importantes en nuestros tejados.

 

Un deterioro en una lima de un tejado de pizarra (donde es más común) puede producir daños en las juntas interiores del tejado.

Ese deterioro puede provocar que se acumule suciedad, hojas o cualquier elemento externo (ramas, restos arrastrados por el viento…) lo que puede provocar un desbordamiento por los laterales.

 

Las reparaciones de las limas en tejados son sencillos pero por su situación en altura deben de ser realizados por equipos profesionales.

 

En primer lugar se deben de desmontar las pizarras colindantes a la lima para seguidamente revisar la propia lima de chapa.

Debemos de certificar que no esté deteriorada y si es así, debemos sustituirla. De lo contrario, procederemos a su limpieza y abriremos sus pestañas, necesarias para que se formen pequeños carriles por los que circule el agua.

 

El último paso es volver a colocar la pizarra de manera correcta.

Los caballetes son los remates en los cuales se suelen solapar las últimas tejas de la limatesa. Podemos entender que un caballete de un tejado corresponde a la línea horizontal más elevada de un tejado, desde la cual arrancan las dos vertientes o caídas.

Si esa zona, la más expuesta por altura y por vientos, cambios de temperatura, agua, etc.. Si no se conserva en buen estado y cuidado, nuestra vivienda puede sufrir daños mayores.

 

Recordemos que se trata de zonas de difícil acceso, complicada visibilidad, factores que complican un buen seguimiento del estado de nuestros tejados.

 

Una revisión a tiempo con un mantenimiento anual que pueda completar la inspección de nuestra cubierta, así como un mayor control de las estructuras de los tejados, juntas, sellado e impermeabilización correctas podrían retrasar el trabajo de sustitución de las limas y caballetes deteriorados.

 

En Cubiertas Sierra nos avalan los años de experiencia. Si lo deseas, puedes solicitar presupuesto sin compromiso y nuestro equipo técnico se pondrá en contacto contigo lo antes posible.

Cómo detectar goteras en el tejado

La aparición de goteras en el tejado es un problema que hay que solucionar cuanto antes. Cuando aparece la humedad en la pared, ya ha calado bastante el agua y ha podido afectar al resto de capas del tejado. Es recomendable detectar dónde se ha generado la gotera cuanto antes para poder solucionar el problema y evitar así que se agrave. En el artículo de hoy vamos a ver cómo detectar goteras en el tejado.

 

Las filtraciones de agua y humedad pueden ser muy dañinas para el tejado de una casa o un edificio. Lo conveniente es eliminar las goteras lo antes posible. El primer paso que hay que dar es encontrar el sitio exacto donde la gotera se abre paso en el tejado, tarea que a veces no es fácil de realizar.  El agua puede entrar en el tejado por un lugar y desplazarse a otro sitio para encontrar su salida.

 

Cómo localizar las goteras

 

Las goteras son un problema que hay que solucionar cuando antes. Sobre todo por un motivo claro, si el agua o la humedad alcanza la parte interior del tejado quiere decir que ya ha afectado a las capas superiores, por lo que si no se detectan y arreglan el problema se puede agravar y que cada vez la gotera vaya tomando más camino.

 

El primer paso que hay que realizar es encontrar el lugar exacto del origen de la gotera, este estará en la parte visible del tejado. A veces, si tienes suerte será justo en el lado opuesto donde se encuentra la gotera, en otros casos, habrá que buscarla por todo el tejado.

 

Un método sencillo y eficaz es observar la parte inferior del techo en el momento que comience a llover o puedes simular el efecto de la lluvia con una manguera, echando agua en el tejado o en la cubierta. Una linterna te permitirá apreciar el brillo de gotas de agua que se filtran y así poder detectar la ubicación de la gotera.

 

En algunos casos encontrar en recorrido del agua hasta el punto donde está la grieta que ha causado la filtración es muy fácil, pero en otros casos es más complicado. La filtración puede realizarse en una zona muy alejada de donde aparece la gotera, por eso es recomendable contar con un equipo especializado que pueda detectar la filtración de manera rápida y eficaz.

Por qué ocurren las goteras y cómo repararlas

Las goteras que se detectan en un tejado puede deberse a diferentes causas. Las más comunes son la rotura de una teja por causas climatológicas o el deterioro de esta por el paso del tiempo, otra causa puede ser las grietas que se forman en las juntas de dos piezas por el desgaste y el paso del tiempo, deterioro por oxidación, otra causa es el escaso mantenimiento que se realiza en los tejados, entre muchas otras.

 

Para reparar las goteras en el tejado es necesario saber qué tipo de techo y material lo componen. Hay diferentes materiales para la reparación como cementos, pastas, cintas, que permiten solucionar el problema con relativa sencillez, aunque lo ideal sería contactar con una empresa especializada para reparar las goteras, en Cubiertas Sierra estamos especializados en detectar y reparar las goteras en el tejado.

 

Para mantener el tejado y que no vuelvan a aparecer las goteras es muy importante tenerlo limpio de ramas, tierra y otros objetos que pueden obstaculizar el paso del agua hacia su salida y volver a formar las goteras.

 

Cuando las goteras con más grandes y amenazan con expandirse por la superficie del techo lo más conveniente es recurrir a los servicios de profesionales para que pueda haber una solución correcta y segura al problema. Un arreglo provisional puede atraer problemas en el futuro, incluso agravar los que ya estaban.

 

En Cubiertas Sierra contamos con años de experiencia y especialización en temas de goteras. Sabemos cómo detectar goteras en el tejado, arreglarlas y prevenirlas.

 

Tela asfáltica, una solución rentable para impermeabilizar la cubierta

Los edificios tienen una serie de enemigos con los que deben enfrentarse día a día, la humedad y el agua son algunos de ellos. La presencia de estas sustancias pueden causar problemas muy graves y acortar la vida útil del edificio, además de crear problemas en las viviendas particulares. Por suerte, hay muchos materiales impermeabilizantes para evitar estos daños. Las cubiertas de los edificios son superficies que está en contacto con el agua, un remedio eficaz sería la tela asfáltica, una solución rentable para impermeabilizar la cubierta.

¿Qué es la tela asfáltica?

La tela asfáltica es un material que se utiliza para la impermeabilización de cubiertas, terrazas y tejados, se utiliza tanto en obras de nueva construcción como en las reformas para proteger la zona del exterior de las inclemencias climatológicas.

 

Es un tejido sintético elaborado con fibra de poliéster o fibra de vidrio impregnado de asfalto. Es un material muy resistente que puede llegar a tener una vida útil de más de 10 años.

 

Puedes encontrarlos de diferentes formas, la más habitual se presenta en rollo desplegable. Es un material muy fácil de manipular y muy resistente a los cambios de temperaturas.

 

La tela asfáltica sirve para proteger las distintas superficies de un edificio de los rayos solares, la lluvia, la nieve y otras condiciones climatológicas. Lo más común es que este material se use para impermeabilizar terrazas, patios, azoteas, cubiertas o suelos transitables, lo que se presente conseguir es esta tela es evitar la aparición de goteras y humedades en el interior de la vivienda, consiguiendo un perfecto aislamiento.

 

Tanto las cubiertas como las terrazas son zonas que tienen un mayor desgaste con el paso de los años, sobre todo por las inclemencias del tiempo. Por eso es muy importante, impermeabilizar esta zona e impermeabilizarla bien, lo ideal es contar con una empresa especializada en el montaje de las telas asfálticas, en Cubiertas Sierra somos especialistas en la colocación de este material en cubiertas, terrazas y tejados. Nuestros trabajadores son profesionales cualificados para realizar este tipo de trabajo.

 

Contar con la impermeabilización con tela asfáltica te puede librar de muchos problemas y mantener a salvo la infraestructura del edificio de muchos daños y de una forma eficaz y rentable.

Ventajas de usar tela asfáltica para impermeabilizar la cubierta.

 

Ya hemos visto el uso que tiene la tela asfáltica para la impermeabilización de las cubiertas y zonas externas de una vivienda, pero las ventajas que ofrece este material no queda solo ahí. A continuación, vamos a ver algunas de las principales ventajas que ofrece las telas asfálticas.

 

  • Son impermeables. Esta es la principal ventaja y función que tiene la tela asfáltica. Es un material impermeable por lo que no permite el paso del agua ni de las filtraciones. Protege a la vivienda de las posibles goteras o las humedades que puedan surgir. Además, aísla de cualquier inclemencia meteorológica y ayuda a evitar deterioros en la estructura y en el armazón del inmueble.

 

  • Material muy flexible y versátil. La tela asfáltica es un material que se adapta a cualquier superficie y es fácil de moldear y manejar.

 

  • Resistente y duradero. La tela asfáltica es un material muy rentable, ya que tiene una durabilidad como mínimo de 10 años pudiendo alcanzar los 25 años. Es una buena inversión a largo plazo porque requiere poco mantenimiento, no se deteriora y es muy resistente al paso del tiempo y a las inclemencias climáticas.

 

  • Mejora el aislamiento térmico y acústico del edificio. Otra ventaja de usar la tela asfáltica para impermeabilizar la cubierta o terraza es que es un material que aísla térmicamente y acústicamente, tanto de las condiciones atmosféricas como del ruido del exterior.

 

  • Eficiencia energética. Al ser un material impermeable, la tela asfáltica evita que el calor entre en verano y el frío entre en invierno. Esto te permite ahorrar en la factura de la luz y tiene un uso más eficiente de los sistemas de refrigeración y calefacción de la vivienda.

 

Como puedes leer, la tela asfáltica es una solución rentable para impermeabilizar la cubierta, además de poseer muchas más ventajas para tu casa. Si estás pensando instalar una en tu vivienda no dudes en preguntarnos, resolveremos las dudas que te surjan.

 

5 ventajas de la impermeabilización de cubiertas

La función de la cubierta es proteger la parte superior de un edificio de los agentes externos y las condiciones climatológicas, además de aislar a las viviendas acústica y térmicamente.

 

La impermeabilización es un método de aislamiento para evitar que el agua se filtre a un edificio. Llevar a cabo una impermeabilización en las cubiertas de las viviendas es muy importante para evitar las humedades y goteras y así mantener un edificio seco, protege el interior de las viviendas de las inclemencias metereológicas, preserva la construcción de los deterioros que pueda ocasionar el paso del tiempo además de ser importante para la conservación de la estructura.

 

La impermeabilización de las cubiertas en las comunidades de propietarios es realmente importante para evitar la producción de filtraciones de agua y humedades, lo que se consigue con una buena impermeabilización de las cubiertas o terrazas es evitar que el agua entre en la edificación y así prevenir los males que se pueda ocasionar con la entrada de este agua en las viviendas.

 

La cubierta de las comunidades de propietarios se considera un elemento común, por lo que es obligación de los dueños tener un buen mantenimiento de las zonas comunes.

 

Los trabajos de impermeabilización de cubiertas y terrazas requiere de un asesoramiento de una empresa especializada para ello. En Cubiertas Sierra somos especialistas en impermeabilizaciones y contamos con personal cualificado y con experiencia para aportar una solución adecuada al problema.

 

 

¿Para qué sirve la impermeabilización en una cubierta de propietarios?

 

Son muchas las ventajas y los beneficios que puede tener una buena impermeabilización en las cubiertas o azoteas de los edificios.

 

  • Aumento del valor de la propiedad. Como hemos hablado es muy importante impermeabilizar las cubiertas para la buena habitabilidad de la vivienda y por consiguiente, un aumento de valor de la misma.
  • Ambiente más saludable en la vivienda. La impermeabilización evita el filtrado de agua que produce las humedades y goteras en las casas de los propietarios.
  • Disfrutar de un mayor espacio para los vecinos. Si la cubierta o azotea está bien impermeabilizada será un espacio que podrán disfrutar los vecinos.
  • Eliminar las filtraciones y las goteras que puedan ocasionar las lluvias, evitando que llegue a las viviendas de los propietarios.
  • Propiedades térmicas. Con una buena impermeabilización se puede conseguir mantener un estado térmico óptimo en las viviendas. Evitando que el exceso de frío y calor entre a la casa.

 

Estas son solo algunas de las ventajas que se puede obtener de la impermeabilización de las cubiertas.

 

Hay diversos tipos de materiales para la impermeabilización. Lo mejor es hablar con un profesional que recomiende que tipo de impermeabilización es la mejor según las características que presente la cubierta o terraza.

 

¿Para qué sirve impermeabilizar una cubierta en una comunidad de propietarios?

 

La función principal de impermeabilizar una cubierta es proteger la edificación de los factores meteorológicos. Como pueden ser las lluvias y las nevadas, el sol excesivo o la humedad exterior.

 

La impermeabilización de las cubiertas, terrazas o azoteas son necesarias e imprescindibles para la perdurabilidad de las edificaciones por varios motivos.

 

  1. La durabilidad. Si el sistema de impermeabilización es instalado por profesionales y se ha elegido el tipo correcto para la cubierta, esta tendrá una mayor durabilidad en el tiempo.
  2. Resistente. La impermeabilización es resistente a los cambios bruscos y adversos de la climatología evitando la debilitación de la cubierta.
  3. Protección. Este sistema de aislamiento hace que los edificios y la cubierta este protegido contra factores externos y por consiguiente, aumentar la protección de la construcción.
  4. Evitar la aparición de humedades, goteras e infiltraciones de agua en las viviendas de los propietarios. Siendo más fácil de prevenir costosas reparaciones o daños estructurales.

 

En cubiertas Sierra somos especialistas en sistemas de aislamiento. Asesoramos sin compromiso sobre los tipos de impermeabilización y las necesidades que tenga la cubierta de la comunidad de propietarios.

 

Aumenta la durabilidad del tejado

Aumentar la durabilidad de un tejado no es una tarea fácil. El tejado es un sistema de cubierta de un edificio normalmente recubierto de tejas u otros materiales, que están expuestos a diversos factores externos que pueden afectar a su durabilidad.

 

Los tejados están expuestos a factores ambientales que pueden deteriorar con mayor rapidez los materiales que cubren los tejados, disminuyendo la duración y la protección de la cubierta. Es por ello que los tejados requieren de un mantenimiento y cuidado para una mayor durabilidad, ya que con el paso del tiempo los materiales se van deteriorando.

 

¿Qué factores afectan a la durabilidad de un tejado?

 

Son muchos los factores que afectan a la durabilidad de los tejados, a continuación vamos a enumerar algunos de ellos:

 

  1. Escasos cuidados y falta de mantenimiento. Los tejados requieren de un mantenimiento para reparar y cambiar materiales que puedan estar deteriorados por el paso del tiempo o las inclemencias metereológicas.
  2. Mala instalación de los tejados. Si no se realiza un buen trabajo en la instalación de los tejados este puede sufrir un deterioro notable y por consiguiente acortar su vida útil.
  3. Reparaciones realizadas con anterioridad. Si las reparaciones no están realizadas por personas cualificadas para ello, se usaron materiales no acordes a las necesidades de la reparación o  se seleccionaron los materiales de calidad limitada para reducir presupuesto, la durabilidad del tejado puede verse afectada.
  4. Los fenómenos meteorológicos. Estos puede ser uno de los principales factores externos que afectan directamente a la durabilidad de un tejado. Las lluvias torrenciales, los granizos, las nevadas o el fuerte viento pueden acarrear daños en el tejado, como roturas de tejas, filtraciones de agua, daños en las estructuras, etc.
  5. La zona climática. El clima puede afectar a la durabilidad de un tejado, sobre todo con el clima cambiante que se produce en algunas zonas. Las altas temperaturas de día y las bajas temperaturas de noche, provocan una variación térmica fuerte que puede afectar a las tejas y estructuras de tejados y cubiertas.

 

Estos son solo algunos de los factores que pueden afectar a la durabilidad de un tejado, como puedes ver algunos no están en nuestras manos, pero se pueden prevenir o evitar, con un correcto mantenimiento o realizando reparaciones en el tejado que permitan aumentar el tiempo de duración del mismo.

 

Un tejado puede durar hasta 50 años con un mantenimiento adecuado, conforme a las necesidades de la zona en la que se encuentre la vivienda. Además si quieres que tu tejado tenga una vida útil más larga debes contar con profesionales cualificados que te asesoren y realicen un correcto mantenimiento, con los materiales adecuados. En Cubiertas Sierra podemos ayudarte a aumentar la durabilidad de tu tejado.

 

¿Cómo aumentar la durabilidad de un tejado?

 

Como hemos visto hay muchos factores que afectan a la durabilidad de un tejado, como el clima, los fenómenos meteorológicos, la falta de mantenimiento y reparación entre otras, pero con los siguientes consejos podrás aumentar la durabilidad de los tejados.

 

  1. Revisión del estado de los tejados dos veces al año. Es muy importante revisar el estado de los tejados para encontrar pequeñas grietas que puedan haber surgido en los materiales, ver el deterioro de otros y poder atajar esos problemas a tiempo.
  2. Reparación de los elementos deteriorados. Este es un punto fundamental para evitar reparaciones más costosas en el futuro. La lluvia, nieve o el granizo pueden generar grietas en las tejas o la estructura del tejado. Si se repara a tiempo, evitaremos males mayores, como son las goteras o las humedades.
  3. Llevar a cabo la limpieza de los tejados es otro de los factores que puede aumentar su durabilidad. Esta parte de la vivienda está expuesta a los fenómenos externos, tanto al viento, la lluvia o vegetación cerca, que provocan la acumulación de restos de hojas, tierra, entre otros, en la cubierta; pudiendo provocar problemas mayores.
  4. Aislamiento e impermeabilización. Para aumentar la eficacia y la durabilidad de los tejados es importante impermeabilizarlo y aislarlo con materiales de calidad. De esta forma, podrás evitar problemas de filtración de agua y la duración del tejado se alargará en el tiempo.
  5. Contar con un sistema de canalización. Tener un sistema de canalización en la vivienda hará que el tejado tenga mayor durabilidad, permitiendo evitar la acumulación de agua en el tejado y evitando las temidas goteras.

 

Si sigues estos consejos podrás aumentar la durabilidad de tu tejado. Lo ideal es contar con una empresa especializada para ello, que cuente con personal cualificado y materiales adecuados para la limpieza y el mantenimiento de los tejados.

En Cubiertas Sierras somos especialistas en mantenimiento de tejados y cubiertas, contáctanos.

llueve sobre el tejado

¿Cómo prevenir y solucionar las goteras?

Las goteras son uno de los principales males con los que nos podemos encontrar en una vivienda. Se suelen producir por el desgaste de los materiales que impermeabilizan el tejado o por fisuras en los materiales que recubren la vivienda. Pero… ¿Cómo prevenir y solucionar las goteras?

 

Otra de las razones por las que aparecen las goteras, sobre todo en edificios con varias plantas, son las roturas de tuberías o los escapes de agua de las mismas, llegando a filtrarse en viviendas ocasionando las temibles humedades y, en el peor de los casos, las goteras.

 

Los arreglos de las goteras pueden llegar a ser muy costosos, ya que pueden afectar a las molduras, suelos o inmobiliario de una casa. Por eso, lo ideal es prevenirlas o solucionarlas lo antes posible, para evitar que el coste sea mayor.

¿Cómo podemos prevenir las goteras?

 

En cualquier edificio o casa la primera medida que debemos tomar es la prevención de las goteras o las filtraciones. Para ellos debemos revisar minuciosamente las partes exteriores de la vivienda.

 

Los principales arreglos se pueden hacer en el exterior de la vivienda, ya sea en tejados o paredes. Lo primero que se debe hacer es identificar grietas o fisuras en el techo de la casa. Una vez tengas esas grietas identificadas ya puedes sellar con un producto específico para que el agua no se filtre más y prevenir así las temidas goteras.

 

Si el problema es una rotura más grande o incluso falta de materiales como tejas, lo ideal es reponer esos materiales por unos nuevos e impermeabilizar la zona con un producto indicado para ello y luego finalizar con una capa de cemento que impida el paso del agua al interior de la casa.llueve sobre el tejado

 

Otro punto que debemos tener en cuenta a la hora de prevenir las goteras son las juntas existentes entre las paredes y los tejados. Si existieran fisuras de pequeño tamaño, se pueden limpiar y después aplicar un producto tapagoteras.

 

No nos podemos olvidar de las puertas y ventanas, otros lugares por donde el agua puede pasar dejando humedades y goteras. Para solucionar este problema se deben sellar los marcos de las ventanas y el cajón de las persianas, para que no quede ningún hueco por el que pueda pasar el agua.

¿Cómo podemos solucionar las goteras?

 

Para poder solucionar los problemas de las goteras primero debemos encontrar la fuente de filtración para poder atajarla. No obstante, poder encontrar la fuente de filtración no siempre es una tarea fácil. Desde el lugar por donde entra el agua hasta el lugar donde aparece la gotera o las humedades puede haber metros de distancia.

 

La solución a las goteras no siempre es una tarea sencilla y rápida, a veces requiere de personal cualificado para realizar este tipo de reparaciones. No siempre se trata de una fisura o grieta fácil de tapar, otras veces el problema es más profundo y puede incluso provenir del diseño de la edificación. Por ello, para solucionar este problema de las goteras tendrás que contar con un equipo con experiencia en estas reparaciones.

 

Otra de las complicaciones a la hora de solucionar las goteras es en el caso de las cubiertas de tela asfáltica y el aislamiento de tejados o terrazas. Puede que no estén bien colocadas o que hayan sufrido algún desgaste y por ahí se filtre el agua produciendo las goteras.

 

Para encontrar y evitar estos problemas lo ideal es hacer una evaluación del estado de los materiales que protegen la vivienda y realizar un mantenimiento periódico. Si es posible es mejor hacerlo antes de la temporada de lluvias aunque también será más difícil de apreciar las ranuras o fisuras por donde se cuela el agua.

 

Desde Cubiertas Sierra realizamos el mantenimiento y la prevención de goteras y humedades en viviendas y edificios. Si necesitas más información sobre cómo trabajamos puedes ponerte en contacto con nosotros.

 

Tejado chalet Sierra de Madrid

Cómo mejorar la resistencia y durabilidad de los tejados

Los pueblos de la sierra de Madrid, como Navacerrada se distinguen por tener un verano corto y cálido, y un invierno largo y frío. Estos cambios de temperatura hacen que los tejados sufran y por lo tanto pierdan la resistencia. Queremos hablarte de cómo puedes mejorar la resistencia y durabilidad de tu tejado.

 

¿A qué nos referimos con resistencia?

 

Cuando hablamos de resistencia nos referimos a la dureza de los materiales que usamos para los tejados. Hay materiales que son muy resistentes a los cambios bruscos de temperatura y más flexibles para soportar posibles impactos como el granizo y hay otros materiales que son menos resistentes.Tejado chalet Sierra de Madrid

 

Desde Cubiertas Sierra aconsejamos que si estás pensando en construir un tejado o rehabilitarlo, te asegures de usar materiales resistente y de primera calidad. Suelen tener un precio más elevado, pero a largo plazo ten por seguro que resultarán mucho más económicos.

 

En Navacerrada es preferible instalar cubiertas acordes al clima que tiene el municipio, como por ejemplo, tejas; para brindar confiabilidad en el revestimiento de las viviendas. Esta cubierta tiene que soportar el peso y la humedad de la nieve en un largo invierno, así que lo mejor para la durabilidad de estos tejados es usar buenos materiales.

 

Un tejado suele durar entre 25 y 50 años. La vida útil de los tejados depende mucho de las inclemencias del tiempo que éste sufra y del mantenimiento que se le haga. No siempre se eligen los mejores profesionales ni materiales para el mantenimiento, algo que es fundamental a la hora de reparar un tejado si deseas que tenga una vida útil más larga.

 

Consejos para la durabilidad de los tejados

Con buenos materiales y un buen mantenimiento, la longevidad de los tejados será muy elevada. Pero no olvides estos consejos para aumentar la durabilidad de los tejados, esperamos que te sean de mucha utilidad.

 

  1. Revisar el estado de las cubiertas y reparar los elementos que estén deteriorados por el paso del tiempo con el fin de evitar sustos, como reparaciones más costosas.
  2. Limpieza del tejado. A lo largo del año en los tejados se suelen acumular hojas, ramas, barro… Limpiarlo a tiempo es una buena manera de ayudar a despejar las vías de evacuación del agua, evitando así las goteras y ayudando a la durabilidad del tejado.
  3. Tener presente el aislamiento y la impermeabilización, reparando los desperfectos que se hayan detectado a lo largo del año para, evitar males mayores.
  4. Hacer las reparaciones lo antes posible. Para mantener un tejado en buenas condiciones lo mejor es hacer las pequeñas reparaciones antes de que se conviertan en un problema mayor, no hay que dilatar los arreglos en el tiempo, ya que luego puedes lamentarlo. Un desperfecto pequeño puede convertirse en uno mayor.
  5. Evitar goteras. Cuando aparecen las temidas goteras suele ser por roturas de tejas, mala impermeabilización o incluso falta de limpieza o mantenimiento. Por eso, es recomendable revisar las cubiertas con el fin de evitar que esto llegue a ocurrir.
  6. Revisar el estado de las tejas. Las cubiertas de los tejados normalmente están realizadas con tejas, las cuales ayudan a canalizar el agua, la nieve o los granizos. Por eso, hay que revisar bien las roturas o desprendimiento de las tejas, si están en mal estado puede acarrear un problema grave, como la aparición de humedades.

 

Aplicando estos consejos ayudarás a alargar la vida útil de tu tejado y evitarás reparaciones imprevistas y costosas. Desde Cubiertas Sierra te aconsejamos que, si vives en Navacerrada, realices el mantenimiento o reparación de los tejados una vez al año.

 

Así se podrá evitar que la nieve, la lluvia y el cambio de las temperaturas afecten bruscamente a la durabilidad del tejado y se pueda mantener y mejorar la resistencia y la durabilidad.

Mantenimiento cubierta edificio

Este verano protege tu tejado del calor

Todos los años con la llegada del buen tiempo queremos realizar pequeñas reparaciones o mejoras en nuestro hogar o en el edificio de la comunidad de propietarios. Por ejemplo, arreglar esa ventana que no cierra bien, cambiar un grifo que gotea, pintar la fachada, pero ¿y el tejado? No solemos pensar en esta parte tan importante de nuestra vivienda, sin embargo, es uno de los elementos que más sufre las inclemencias meteorológicas.

 

No nos paramos a pensar que nuestro tejado también necesita una puesta a punto de cara al verano y las altas temperaturas, ya que es una de las partes del edificio que más rápido se deteriora; por su exposición a cualquier fenómeno que pueda ocurrir, tanto en invierno como en verano. Las altas temperaturas y la humedad hacen que el tejado de un edificio sufra bastante si no lo hemos preparado y adecuado. Por ello, es conveniente revisar el estado de los materiales que se han usado para la construcción del tejado. Debido al paso del tiempo, la calidad de los mismos o el normal deterioro, el tejado podría encontrarse desprotegido, llegando a afectar al aislamiento térmico o acústico del edificio.

Mantenimiento cubierta edificio

Tanto con las altas temperaturas como con las bajas temperaturas el tejado cumple una función muy importante en la protección de un edificio. Con la llegada del verano en Madrid nuestro tejado puede hacer de escudo contra el calor y las altas temperaturas que estamos viviendo este mes.

 

Tener el tejado habilitado para el verano nos proveerá de un confort térmico en el interior de las viviendas, lo que producirá un ahorro de electricidad; ya que no tendremos que abusar de aparatos electrónicos para refrescar las viviendas, como aires acondicionados o ventiladores.

 

Otro motivo importante por el que proteger el tejado del verano en Madrid son las tormentas. Normalmente, con el buen tiempo las tormentas ocasionales suelen ser más virulentas incluso, a veces, acompañadas de granizos y fuertes vientos. Si para este momento tu tejado no está despejado de hojas, ramas o suciedad, puede que el agua se cuele en las viviendas o cree filtraciones al quedarse retenida en partes del tejado donde no debería. Esta situación podría producir daños mayores que a largo plazo serían más engorrosos y costosos de solucionar.

 

¿Quiénes son los 5 enemigos de los tejados en verano?

 

  1. Trabajos de rehabilitación de tejados mal hechos. A veces, cuando encontramos una pequeña grieta contratamos a alguna persona no cualificada para que nos la arregle rápidamente. Esto es un gran error, ya que es posible que esta persona no haya acabado con el problema y éste se agrande con el tiempo. Por eso, es muy importante contratar una empresa cualificada para la rehabilitación de tejados.
  2. Presencia de animales. Sobre todos los pájaros, como palomas, gorriones u otro tipo de aves puede hacer estragos en los tejados. El mayor problema que puede llegar a ocurrir es la anidación de estos animales con sus consecuencias: el peso de los nidos en un tejado deteriorado, la acumulación de escombros en la cubierta, impidiendo así en el caso de lluvias la salida correcta del agua. Incluso algunos roedores, como los ratones, buscan resguardo entre recovecos que pueden estar abiertos.
  3. Altura excesiva de los árboles. Hay árboles en las ciudades que llegan a ser más altos que los edificios, con las consecuencias de caída de hojas y ramas que pueden atorar canalones y desagües de aguas, esto sin contar que venga una racha de viento y parta una rama de un árbol, que en estas ocasiones suelen tener grandes dimensiones.
  4. Luz ultravioleta. No solo a los humanos nos afectan los rayos del sol, a los tejados también les afecta negativamente esta luz. Los rayos ultravioletas del sol pueden deteriorar las tejas o los aislantes que recubren el tejado. Llegado ese momento en el que las tejas se agrieten o desmoronen deberán ser reemplazadas por unas nuevas.
  5. Rachas de lluvias y granizo. En los meses de calor suelen producirse tormentas de verano, las cuales son características por su violencia o incluso por la caída de granizo. El granizo puede llegar a abollar o partir las tejas de un tejado.

 

 

Sabiendo las graves consecuencias que puede tener no revisar y proteger tu tejado para el verano, ¿seguirás sin hacerlo?

 

En Cubiertas Sierra podemos ayudarte a mantener tu tejado a prueba de los veranos más duros que puedan darse en Madrid.

4 tipos de humedades

Es indudable que los problemas de humedades, a parte de tener un efecto estético (manchas, deterioro de paredes y techos) en nuestras viviendas, también tienen efecto sobre nuestra salud, llegando a favorecer la aparición de hongos, lo que afecta directamente a nuestro sistema respiratorio y nos puede provocar alergias, asma, dolores e incluso enfermedades pulmonares.

Por ello, es imprescindible revisar nuestros hogares en busca de estas humedades para poder atajarlas y evitarnos mayores problemas. En este artículo te contamos cómo detectar las humedades en tu vivienda o comunidad de propietarios y los cuatro tipos de humedades que pueden aparecer.

 

No solo debemos revisar nuestras viviendas, también es necesario e imprescindible que esto se haga en las comunidades de vecinos, puesto que las grietas o fisuras en nuestro edificio causados por una construcción o impermeabilización deficiente pueden dar lugar a estos problemas de humedades tan perjudiciales.

 

En primer lugar, es muy importante saber detectar las humedades de nuestras casas y edificios para poder darle solución lo antes posible. El efecto que más salta a la vista es la aparición de manchas negras o grises y moho, estas manchas pueden aparecer en cualquier lugar (paredes, techos, juntas) y es más patente en lugares húmedos con poca o nula ventilación.

 

Otro de los efectos evidentes es la aparición de un olor fuerte, como se suele decir “huele a humedad”, suele darse en lugares que han permanecido cerrados durante mucho tiempo y están mal ventilados, como garajes, sótanos y trasteros.

 

Las comunidades de propietarios en este caso deben estar pendientes de estos espacios para evitar tanto el deterioro de las paredes y techos como de los materiales que en ellos se acumulan y por supuesto para prevenir la aparición de enfermedades respiratorias provocadas por dichas humedades.

 

También son visibles los efectos en el desconchamiento de la pintura de la pared o del techo, la aparición de muebles podridos, materiales oxidados, etc. Pero debemos tener especial cuidado en los efectos invisibles, como pueden ser la aparición de ácaros y hongos o problemas de salud que en un primer momento no asociamos al exceso de humedad.

 

Una vez hayamos detectado que tenemos un problema de humedades en nuestro edificio debemos diferenciar de qué tipo de humedad se trata.

 

Podemos distinguir entre cuatro tipos diferentes de humedades en función de su origen:

 

  1. Humedades por condensación: Son las más frecuentes y se deben principalmente a la alta humedad ambiental y el vapor de agua, y por la mala ventilación de la estancia. Ahora es el momento perfecto para ventilar nuestras viviendas y demás estancias para evitar que se acumule dicha humedad y también es conveniente un buen aislamiento en las paredes y ventanas para evitar estos problemas.
  2. Humedades por filtración: Suelen tardar tiempo en detectarse ya que son debidas a materiales porosos o estructuras defectuosas que van filtrando lentamente. A veces es difícil detectar su origen. La mejor manera de evitarlo es con una buena impermeabilización de la fachada y la cubierta.
  3. Humedades por capilaridad: Esto sucede cuando el terreno sobre el que está construido el edificio es muy húmedo o los cimientos no están bien aislados, por lo que para evitar estas humedades es necesario impermeabilizar de forma efectiva todo el perímetro del edificio mediante una lámina bituminosa o de material plástico (polietileno o PVC) o drenar el agua del terreno.
  4. Humedades accidentales: Se dan por roturas en tuberías, inundaciones, etc. por lo que se debe detectar dónde está la rotura y repararla. Estas humedades se detectan y se reparan más fácilmente.

 

En conclusión, debemos estar prevenidos ante las humedades aunque vivamos en un lugar más bien seco como es Madrid y no sólo limitarnos a revisar las viviendas, sino que las Comunidades de Propietarios deben revisar sus zonas comunes para evitar males mayores.